Una reforma integral en tiempo récord

En el corazón del barrio de Salamanca, en la calle General Díaz Porlier, el equipo de Ivory Design hemos acometido la reforma integral de un apartamento de 60 m2. Y ha sido realizado en tiempo récord ¡poco más de dos meses!

Cada vez que iniciamos un proyecto de reforma de una vivienda comienza una ilusión, el desafío de  diseñar un espacio que resuelva el programa solicitado por nuestros clientes. Desde Ivory Design ponemos todos los medios necesarios para llevarlo a cabo intentando revalorizar el espacio y las cualidades de las que disponemos.

En esta ocasión, nos enfrentábamos al reto de convertir un espacio morfológicamente complicado por su proporción excesivamente alargada con unas condiciones de iluminación limitadas, en un apartamento de un dormitorio y un baño en suite, que obligaba a una distribución excepcional. ¡Y lo logramos!.

Un apartamento clásico reconvertido en un moderno hogar

Tras un exhaustivo estudio de todas las posibles distribuciones, tratamos de poner en valor el espacio aprovechando al máximo la luz que teníamos. De esta manera, conseguimos un espacio polivalente donde la función día se mezcla con la función noche, articuladas por una pantalla de vidrio espejado que hace las veces de cierre y las veces de conexión.

Por un lado, encontramos un amplio salón con zona de comedor y cocina incorporada.

Por el otro lado, tenemos un dormitorio con un espectacular vestidor en suite con un amplio baño. De esta forma, el acceso al baño puede ser, de uso independiente al dormitorio, o bien de uso privado desde el mismo a través del vestidor.

La cocina, situada junto a la entrada, se diseña como un potente elemento en negro mate que avanza y te acompaña desde la entrada hacia el estar, configurando el acceso en relación continua con su propio espacio a través de la apertura de un hueco central en la propia pieza.

La generosa iluminación natural, aunque concentrada en uno de los extremos, nos permite usar en la línea estilística la paleta del negro – gris con el despunte del acero inoxidable y vidrio espejado, contenidos entre dos planos blancos, techo y pavimento, resuelto este último con la tarima de madera original recuperada con un tratamiento de barniz en mate sobre una veladura en blanco. Este uso del color proporcionan un carácter contemporáneo y dotan al espacio de elegancia y sofisticación.

Todos los detalles de interiorismo, papeles pintados, amueblamiento y obras de arte se han elegido para lograr una atmosfera refinada e íntima, ideal para relajarse y cuidar los sentidos.

Un mundo de fuertes contrastes donde la estructura queda presente en la composición, dejando a la vista la rudeza del hormigón de vigas y pilares, en contraste con el pulimentado acero inoxidable y el brillante espejo. Noche y día, sofisticación y confort… Son algunos de los conceptos que conviven en este espacio, haciendo del mismo un atractivo apartamento al servicio de quien lo habite.

En definitiva, un proyecto de reforma y decoración, donde hemos querido plasmar el ADN de Ivory Design.

Este artículo también está disponible en: Inglés