Desde hace tiempo el concepto Home Staging está tomando una mayor relevancia en el sector inmobiliario, pero… sabes lo que es realmente el Home Staging? Hoy te lo explicamos.

¿QUÉ ES EL HOME STAGING?

El concepto Home Staging viene de Estados Unidos, donde empezó a aplicarse esta técnica en la década de los 70. En España aterrizó en el 2008 y desde entonces el número de empresas dedicadas a el Home Staging no ha hecho más que crecer.

Básicamente se trata de una técnica de marketing cuyo principal objetivo es la preparación y decoración de una casa para acelerar su alquiler o venta, y obtener la mayor rentabilidad posible. Para ello, es necesario hacer ciertos cambios en la vivienda para que ésta sea más atractiva para el comprador o cliente.

¿POR QUÉ ES NECESARIO EL HOME STAGING?

Como dice el dicho, ‘sólo tenemos una oportunidad para crear una buena primera impresión’, por ello es de vital importancia que la casa que estamos tratando de alquilar o vender entre por los ojos del cliente desde el primer momento.

Serrano I 01

Un comprador tarda entre 60 y 90 segundos en crearse una primera opinión sobre una vivienda determinada. Por ello, sólo tenemos una oportunidad para impresionarle, y debemos hacerlo, primero a través de fotografías del inmueble y, posteriormente, confirmar esa buena impresión en la visita al inmueble.

Normalmente los propietarios de una vivienda están tan acostumbrados a ver su casa que pierden la perspectiva y pasan por alto pequeños defectos que sí destacarán a los ojos de un posible comprador. Por ello es importante poner la vivienda en manos de un profesional para que haga los cambios necesarios y mejore visualmente la vivienda.

PUNTOS A TENER EN CUENTA EN UN PROYECTO DE HOME STAGING

  • Fotografías profesionales: Cuando un cliente busca casa, suele comenzar con una primera búsqueda por internet. Es aquí donde las fotografías cobran una gran importancia, ya que es lo primero que verá el cliente y hará que se decida a visitar (o no) la casa. Unas fotos profesionales mejorarán notablemente el aspecto de la vivienda.
  • Iluminación: La iluminación juega un gran papel a la hora de comercializar una casa. Las viviendas luminosas generan muy buena impresión, por ello debemos aprovechar este punto y tratar de ganar luz. Podemos hacerlo utilizando colores claros en las paredes, muebles y textil en tonos suaves, potenciar la entrada de luz natural abriendo las cortinas…
  • Decoración: Los espacios vacíos a menudo hacen que las estancias parezcan más pequeñas de lo que realmente son, con lo cual es importante colocar muebles y elementos decorativos para que puedan verse los espacios con perspectiva, pero sin saturar. Además, esto propicia la imaginación del comprador, y hace que le resulte más fácil imaginarse viviendo en el inmueble.
  • Despersonalización: Cuando hablamos de despersonalizar la casa nos referimos a varios aspectos como retirar objetos personales, neutralizar los espacios, hacer cambios tanto en el mobiliario como el textil que ‘viste’ la casa, despejar los espacios para que no resulten agobiantes…En definitiva, eliminar la decoración y aquellos aspectos personales que reflejen los gustos y memorias de los propietarios, creando un ambiente limpio, neutro y agradable.

Poniendo en práctica estos sencillos consejos, conseguirás que cuando el cliente visite la casa le resulte fácil imaginarse viviendo en ella, y, por tanto, se amplíen notablemente las posibilidad de venta/alquiler.

RESULTADO DE UN PROYECTO DE HOME STAGING

COCINA

SALÓN

DORMITORIO

DORMITORIO 2

TERRAZA

Si necesitas asesoramiento de profesionales no dudes en contactar con nosotros enviando un email a [email protected], donde estaremos encantados de atenderte.

Escape with us…!

Este artículo también está disponible en: Inglés